Qué es el lucro cesante y cómo se calcula

Qué es el lucro cesante y cómo se calcula

La regulación legal de los daños y perjuicios contempla tanto la pérdida real y efectiva (conocida como daño emergente) como la ganancia que se deja de obtener (conocida como lucro cesante).

En este artículo trataremos de determinar qué conceptos integran cada uno de ellos, así como de determinar cómo deben calcularse a efectos de respaldar de manera solvente una demanda de daños y perjuicios.

Asimismo vamos a detallan los métodos que normalmente se utilizan para el cálculo del daño emergente y del lucro cesante.

¿Cómo calcular el lucro cesante?

Nos vamos a centrar principalmente en el cálculo del lucro cesante, por cuanto el cálculo del daño emergente consiste básicamente en la suma de los gastos incurridos, es decir, basta con determinar por medio de las facturas y justificantes bancarios del pago, la la cifra del daño emergente.

Sin embargo, determinar el importe del lucro cesante supone un trabajo más laborioso, incluso creativo en determinados casos.

Partiendo de la base de que el lucro cesante es la cuantía que se ha dejado de obtener y dado que dicho importe es un concepto incierto, su cálculo depende de la hipótesis que fundamenta una proyección de dichos beneficios. Por ello, el método que normalmente se emplea para el cálculo del lucro cesante es la valoración del descuento de flujos de caja libres que se esperaba obtener con motivo del hecho que lo ha impedido.

Las fases que integra el método a emplear son las siguientes:

Construcción de las hipótesis

Es la parte más sensible de la valoración y en la cual la experiencia de quien elabora el informe pericial tiene más peso.

Las hipótesis que sustentan en modelo financiero deben ser sólidas y adecuadas, por lo que se hace necesario un respaldo sólido de las mismas para que resulten verosímiles para un tribunal.

Proyección de estados financieros.

Partiendo de las hipótesis planteadas, se deben proyectar unos estados financieros hacia el futuro.

Lógicamente, si se cuenta con contratos en los cuales se especifican las variaciones anuales de determinados importes será más clara la proyección, por contra, en los supuesto para periodos para los cuales no exista una base objetiva, el importe correspondiente a la renta infinita que se debe añadir debe ser lo más prudente posible para no obtener un rechazo del tribunal que debe considerarlo.

Cálculo del flujo de caja libre

Esta fase consiste en determinar para cada periodo, normalmente, el año, el beneficio razonable que se hubiera obtenido.

Se trata de un cálculo con una base puramente contable y que excede el estudio que aquí exponemos por lo que os indico el siguiente enlace para conocer el cálculo en profundidad.

Cálculo de la tasa de descuento adecuada

Esta tasa de descuento es la que servirá para obtener el valor actual de cada uno de los flujos obtenidos para cada periodo.

La tasa a emplear depende del planteamiento que considere adecuado el experto, sin embargo, podemos decir que habitualmente se emplea el coste medio ponderado del capital, es decir, el coste medio de los recursos, tanto propios como ajenos que soporta la empresa.

Si bien el coste de la deuda es fácilmente cuantificable, el coste de los recursos propios resulta más complejo, y sobre todo, más subjetivo.

Cálculo del valor actual de los flujos de caja

Una vez calculados los flujos de caja y la tasa de descuento, debe obtenerse el valor actual de los flujos aplicando a cada uno de ellos la tasa de descuento. El valor actual de dichos flujos será la cuantificación del lucro cesante a reclamar.

Estas son las pautas a seguir para determinar el importe a reclamar, tanto por daño emergente como por lucro cesante, sin embargo, el factor fundamental en la valoración es la experiencia del profesional encargado de elaborar el informe pericial económico.

Solo un economista experto con amplia experiencia estará capacitado para asesorar, elaborar el informe pertinente y ratificarse en sede judicial, si ello fuera necesario.

En ACG Consultores reunimos todas las cualidades exigidas para garantizar su éxito ante una reclamación judicial por daño emergente y lucro cesante.

Por ello, si tiene la necesidad de presentar un informe pericial de daño emergente y lucro cesante puede tener la seguridad de que cuenta con las mejores garantías gracias a nuestra experiencia de más de 25 años acumulada.

7.5 (150%) 2 votos
Cerrar menú